Soul Calibur IV

Le acabas de romper la armadura a un caballero medieval, se queda con el pecho al descubierto, arrastras la espada por el suelo para coger impulso y haces un corte vertical para acabar con su vida. El rival vuela sobre tu cabeza y le vuelves a golpear en el aire de arriba hacia abajo, el suelo se rompe y él muere. Un paladín aparece por detrás. Con A+G lo agarras del cuello, lo pasas alrededor de tu cabeza y lo lanzas contra el suelo; B+A+abajo, le atraviesas el torso con la punta de la espada, el escenario salta por los aires y sueltas tu frase vacilona a la cámara.

Esto es una partida cualquiera en algún nivel de la Torre de las Almas Perdidas, un modo de juego de SoulCalibur IV en el que deberemos combatir contra varios enemigos en cada planta de la torre. En cada uno de estos niveles seleccionaremos a uno o varios de los personajes de nuestro elenco y nos pondremos frente a un buen puñado de enemigos que deberemos liquidar para enfrentarnos al gran jefe. El pobre de Nightmare, que luchaba a placer en el primer párrafo de este análisis, no sabía que al final le esperaba Hilde para partirle su negra alma.

soulcaliburpaladin.jpg

La dificultad se incrementa notablemente a medida que ascendemos. Por suerte, en cualquier momento podemos acceder al editor para invertir el dinero ganado tras cada combate en mejores armas y armaduras más resistentes. En dicho editor podemos cambiar cada parte de la vestimenta del personaje: cabeza, rostro, torso, hombros, brazos, ropa interior, pantalones, espinillas, calzado… así como el color de cada prenda.

Todas las prendas equipadas a nuestro personaje suman puntos de ataque, defensa y PX (capacidad de la barra de vida) Si el personaje lo creas desde cero, partiendo de un modelo base, éste dispondrá de los mismos movimientos que el luchador original seleccionado y podrás modificar su aspecto físico: pelo, cejas, rostro, voz, etc. Pero esto sólo es apariencia y puntos defensivos, el ataque viene directamente condicionado por el arma que seleccionemos, la cual a parte de poder de ataque nos proporcionará espacios para añadir habilidades al personaje. Habilidades tales como mayor dificultad a la hora de caer del ring, contraataque automático, mayor velocidad en carrera o a pié, golpes envenenados, etc.

A medida que ganemos combates y superemos retos en los diferentes modos de juego iremos desbloqueando armas de todo tipo y para cada tipo de personaje. Guadañas, nunchakus, katanas a una y dos manos, hachas, báculos, la rara espada circular y cómo no, las espadas láser de Yoda, Darth Vader y de El Aprendiz (protagonista de Star Wars: El poder de la Fuerza) que se une al personaje correspondiente en cada consola (Yoda en X360 y Darth Vader para PS3) sumando así un total de 33 personajes.

soulcalibur4aprendiz.jpg

Una vez mejorado nuestro personaje podremos volver a la torre de las almas y darle a Hilde la paliza que se merece. Una muy buena paliza, porque si sueles pasar por el editor tendrás un personaje bastante poderoso. Al principio parece complejo, pero cuando lo has hecho dos veces es como poner un 4-3-3 y cambiar un par de jugadores en un juego de fútbol. Una vez ascendido varios niveles en La Torre de las Almas tendrás la opción de bajarlos en modo Survival a ver cuántos eres capaz de superar.

Si en lugar de dar mamporros a varios personajes prefieres conocer la historia de estos tu modo de juego amigo es el historia. A diferencia de otros modos, éste otro es bastante corto, hablo de 20-30 minutos de duración, algo así como el arcade. Pero la diferencia entre el modo arcade e historia es que cada personaje tiene la suya, avanzaremos luchando contra varios personajes y finalmente nos tocará la batalla predestinada contra Algol. Si te gustan los combates del estilo de la torre de las almas también encontrarás aquí uno o dos combates en plan tag battle contra dos o tres oponentes en nivel normal o contra cuatro en nivel difícil. Cosa que en el arcade no encontrarás, porque son los clásicos combates al mejor de tres asaltos.

Uno de los puntos flojos del juego son los escenarios. Sí es cierto que los fondos son impresionantes, paisajes bonitos y se ve que hay vida más allá de la pelea. Pero en lo que respecta a lo que llamaríamos ring o zona de combate está algo pobre, se echa de menos algún escenario sumergido unos centímetros en agua como la jaula de Virtua Fighter 5. Lo bueno de los escenarios es que en algunos podremos romper la valla y lanzar al contrincante fuera del ring o simplemente lo espectacular que queda lanzar a alguien contra el suelo y que se rompa, en mayor o menor medida si el suelo es la madera de un barco pirata o la piedra de un monasterio.

soulcalibur4fuerza.jpg

Como se puede apreciar en las imágenes gráficamente roza la perfección, dotando de gran detalle en la ropa de los personajes así como al personaje en sí. Pero algo que no se aprecia en las imágenes es el espectáculo que se vive en una batalla gracias a los impresionantes efectos, destellos, rayos, fuego que salen de las espadas de los personajes, sobre todo de los de Star Wars: un combate entre Yoda y El Aprendiz parece la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos.

Un pequeño, pero importante, detalle que se ha añadido para hacer los combates más interesantes es el medidor de alma. Que no es más que una luz que se encuentra junto al medidor de vida y que indica el estado del alma del luchador, cuando esta luz esté en rojo el contrincante podrá hacer un ataque especial que acabará con su vida en ese mismo instante, derrotándolo sea cual sea su estado actual. Esto, añadido a la posibilidad de romper escudos y armaduras hace que jugar contra una rata que no para de cubrirse sea menos molesto, e incluso divertido.

La velocidad de combate ha sido levemente incrementada respecto a las anteriores entregas de la saga. Se nota sobre todo a la hora de efectuar un ataque que, sin alcanzar la velocidad de un juego en 2D, se queda a la altura de Virtua Fighter 5 pero manteniendo un nivel más accesible para todo tipo de público. Es decir, con determinados personajes, cualquiera puede adquirir un buen nivel en poco tiempo. Luego tenemos otros personajes, como Voldo o Ivy, a los que sólo un jugador experimentado podrá sacarle todo su potencial.

Y para cuando te creas el amo del mundo por ganarle a Nightmare en nivel difícil con una tía en tanga que empuña la peor arma posible, lo mejor es pasarse por el modo online y ponerte a prueba con jugadores de todo el mundo. Un modo online que funciona con bastante fluidez, como si estuvieras jugando en local y con bastantes jugadores, por lo que la espera para encontrar un combate no se hace muy tediosa.

algunas de estas fotos han sido robadas de la cuenta de flickr de wildgames

Soul Calibur IV, un juego digno de su nombre
El modo online y una adaptación excelente a la actual generación, tanto gráficamente como por las físicas de los luchadores, sonido y todo tipo de efectos visuales, hacen de SoulCalibur IV un juego digno se su nombre. Totalmente fiel a la saga y que en lo que respecta a la base del combate mantiene toda la esencia de los primeros SoulCalibur.
7.5
Puntuación
Ver en Amazon

Miembros activos recientemente

Foto del perfil de Warclimb
Foto del perfil de Samsk
Foto del perfil de Iggykimi
Foto del perfil de FancySilence
Foto del perfil de fonte
Foto del perfil de SzaboESP

Quién está en línea

No hay usuarios activos

Últimas actualizaciones

¿Como se hace un articulo en este foro?

ho,la

Estrenamos diseño! Por ahora todo va bien… excepto la sección de usuarios, voy a trabajar en ello para que se quede perfecto :D

Más artículos
La mejor combinación de armas en Red Dead Redemption

¡Sorpresa! Esta web usa cookies. Puedes clickar en Aceptar o continuar navegando. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar