5 juegos para conocer a Suda 51
We're in a tight spot!

Goichi Suda, AKA Suda 51 (que nos concedió una entrevista en 2008) destaca entre los desarrolladores japoneses por el estilo surrealista tan particular y la naturaleza experimental de sus juegos. Al mando de Grasshopper Manufacture, Suda ha logrado traer al público occidental el lado más raro y creativo de la industria del videojuego japonés, con obras abarcando a las consolas de todos los principales fabricantes. Desde sus orígenes humildes innovando con el género tan japonés de la novela gráfica interactiva, hasta sus aportaciones más actuales en las que se aprecia una mayor influencia de occidente y las modas del medio, este autor japonés ha logrado llenar sus juegos con una personalidad tal que los convierte casi en clásicos de culto instantáneos.

¿Su secreto? La mezcla de un fenomenal diseño artístico, tramas enrevesadas llenas de giros inesperados, altas dosis de referencias cinematográficas, una pizca de randomness, dos cucharadas de surrealismo y mucho, mucho rock n roll. Hay que mencionar también que una de las principales particularidades, común a casi todos los juegos de Suda 51, es el carácter repetitivo de la jugabilidad, el cual viene siempre justificado y respaldado por la trama. No obstante, es comprensible que esto no sea del agrado de todo el mundo y es una de las razones principales por lo que las producciones de Grasshopper Manufacture tienen ese estatus de obras de culto. El apreciarlas requiere, sin duda, de cierto grado de tolerancia.

Si eres uno de esos que, a pesar de sus fallas, quedó cautivado con el estilo de algún juego de Suda, o si tienes curiosidad por experimentar algunos de los juegos más raros y creativos del país del sol naciente, estos son los cinco que no te puedes perder.

5. Lollipop Chainsaw (PS3, XB360)

Probablemente, el juego más “tradicional” de Grasshopper Manufacture, desarrollado en colaboración con el cineasta James Gunn (Super, Guardianes de la Galaxia). En Lollipop Chainsaw manejamos a la típica cheerleader americana, sólo que esta además es una cazadora de zombis armada con una motosierra que lleva la cabeza aún viva de su novio en el cinturón. Aunque la acción puede volverse un poco repetitiva, el humor y unos geniales enfrentamientos con los bosses lo compensan con creces. El estilo de Suda está en los personajes, la trama y las referencias (el instituto donde sucede la acción se llama San Romero High), pero este beat em up al estilo de Devil May Cry es de lo más “normal” que ha hecho. Como tal, es un excelente punto de partida.

4. No More Heroes: Heroes’ Paradise (PS3, XB360)

Otro beat em up, pero con mucha más de personalidad. Aunque No More Heroes fue lanzado originalmente para la Wii en el 2008, la versión remasterizada es la definitiva. Los gráficos en alta definición y la mayor densidad de actividades y personajes en la ciudad de Santa Destroy benefician en gran medida a la experiencia. Aunque la mecánica principal consiste en ir repartiendo ostias a enemigos normales hasta llegar al boss y darle más ostias, NMH es un juego open world, con misiones secundarias y minijuegos que te ayudan a subir de nivel y ganar pasta. El protagonista, Travis Touchdown, es un asesino a sueldo que busca ascender en su agencia matando a quienes se encuentran por encima de él, asesinos igualmente cada uno más loco que el anterior. Para ello, utiliza un sable de luz que debe recargar cada cierto tiempo con movimientos sexualmente sugerentes. Además, Travis es un otaku, colecciona máscaras de lucha libre y figuras de anime, está rodeado de tías buenas que le hacen sangrar la nariz a chorros y guarda la partida metiéndose al baño a… evacuar.

3. The Silver Case HD Remaster (PC)

El primer juego de Grasshopper Manufacter, The Silver Case fue desarrollado para la primera consola Playstation y gue lanzado en 1999 sólo en Japón. Apareció en occidente recién en octubre del 2016 con una versión remasterizada para PC, que llegará a PS4 en abril de este año. La ópera prima de Suda 51 tiene todos los elementos característicos de sus trabajos posteriores, y gira alrededor de unos detectives y su búsqueda de un asesino en serie al que se creía muerto. El juego se divide en partes tipo novela gráfica interactiva, que avanzan la trama, y puzzles que sirven más que nada para implementar un poco de jugabilidad. Hay que decir que la historia no cuenta con el sentido del humor de sus sucesores y, al contrario, trata mucho de filosofar de manera un poco burda, enredándose y terminando en un sinsentido. No obstante, es interesante para quienes admiren el trabajo de Suda y quieran explorar sus raíces.

2. Flower, Sun and Rain (NDS)

Esta es podría considerarse como una secuela de The Silver Case, ya que ambos juegos comparten algunos personajes y tramas argumentales, aunque la jugabilidad es bastante diferente y el tono es un poco más ligero. El protagonista es Sumio Mondo, un detective especialista en encontrar cosas, que llega a hospedarse en el hotel Flower, Sun and Rain en la paradisíaca isla de Losspass con el fin de buscar una bomba que un terrorista ha plantado en un avión. El titular hotel está habitado por un grupo variopinto de personajes, todos los cuales han perdido algo que debemos ayudar a encontrar. Al final del día, todas estas distracciones hacen que nuestro personaje no tenga tiempo de encontrar la bomba, que termina matándolo. Sin embargo, Mondo despierta misteriosamente tras la explosión y debe revivir el mismo día una y otra vez, hasta encontrar la bomba. En general, la trama es mucho más consistente que en The Silver Case, y la jugabilidad se basa en un escenario de mundo abierto dentro del hotel y los alrededores de la isla, que debemos explorar buscando pistas y puzzles.

1. Killer 7 (PS2, GC)

El juego que introdujo a Suda 51 al público occidental es, sin lugar a dudas, su mejor trabajo. Killer 7 estaba destinado a ser una de las exclusivas que Capcom prometió para la GameCube pero, al igual que la mayoría de estas, acabó apareciendo en la PS2. Narra la historia de un grupo de asesinos a sueldo llamados Killer 7, liderados por Harlan Smith, que deben enfrentarse al grupo terrorista de los Heaven Smiles y detener una conspiración mundial. El juego está dividido en misiones individuales, pero cada una requiere cierta cantidad de exploración y resolver algunos puzzles básicos. Además, el jugador puede elegir entre los 6 asesinos del grupo en cualquier momento, cada uno con habilidades particulares que permiten acabar con los Heaven Smiles de diferentes maneras, lo cual, a su vez, nos da recursos que permiten mejorar a nuestros personajes. Puede que cueste un poco acostumbrarse a los extraños controles, pero esta joya merece ser experimentada. Aunque por ahora puede ser difícil hacerse con una copia, Suda 51 ha manifestado su voluntad de negociar con Capcom, quienes conservan los derechos del juego, para hacer una remasterización.